Sobre el Frente Amplio, Ciudadano y Popular, no excluyente

Sobre el Frente Amplio, Ciudadano y Popular, no excluyente
Javier Caso Iglesias

El Frente Amplio Ciudadano y Popular, no excluyente, será posible cuando IU cambie su metodología de relación para con los demás.

La diferencia entre IU y Podemos está en la metodología, no en las propuestas.

Podemos se asienta en una metodología que trata de empoderar a la ciudadanía y no a ninguna casta de partido.

Es por ello elabora su programa de una forma participada y colaborativa y elige a sus candidatos/as a través de un proceso de primarias abiertas a la ciudadanía en el que han participado 33.000 personas. Todo un récord en Europa. Nunca un proceso de primarias ha tenido tal índice de participación.

El Frente Amplio Ciudadano y Popular lo ha de ser con todos/as y sin exclusiones, un Frente Amplio muy participado por la ciudadanía, tanto en la elaboración de sus programas y propuestas como en la elección de sus candidatos/as a través de procesos de primarias ciudadanas abiertas.

Tengamos en cuenta, insisto, que se trata de conformar un Frente Amplio Ciudadano y Popular cuyo objetivo sea ser alternativa de gobierno para empoderar a la ciudadanía, no un marginal “frente de izquierdas” sostenedor de castas y oligarquías de partido al servicio del sistema; para ello, dicho sea con palabras de Julio Anguita, hemos de “ganar a la población, con palabras claras, con un mensaje que no tenga aristas” y así construir un “contrapoder” que en su momento asuma la tarea de gobernar con otros principios. Para ello, ha apostado por no hablar de “izquierda”, o de “centro”, sino de programas electorales.

Anuncis